Dolor al girar el cuello

ICDI Сentro espina №❶ Dolor al girar el cuello

Dolor al girar el cuello es el primer signo del desarrollo de la osteocondrosis cervical. Las sensaciones de dolor pueden transmitirse a las manos, a los lados, al tórax, al cuello. Los dolores severos migran a una migraña. El trataminto es manejado por el terapeuta manual.

Los especialistas de la Clínica del doctor Ignatiev en Marbella (ciudad cerca de Málaga) se dedican al tratamiento del dolor cervical. En la recepción al terapeuta manual debe registrarse previamente.

Según las estadísticas, el dolor en el cuello con los giros de la cabeza ocurre con la misma frecuencia en hombres y mujeres.

Tipos de dolor en el cuello

  • cervicalgia – dolor difuso y débil, con actividad moderada. A menudo tiene el curso crónico. El dolor es aburrido y doloroso. La persona no puede dormir y moverse normalmente. Los movimientos van acompañados de irritación y fatiga rápida. La exacerbación dura hasta 2 semanas;
  • cervicago – dolor intenso y muy severo, que aparece de repente. A menudo se describe como “lumbago” en el cuello.

Sintomatología

Principales manifestaciones:

  • náusea;
  • dolores de cabeza;
  • mareo;
  • entumecimiento de los dedos de la mano;
  • dolor en el hombro, omóplato y occipucio Al voltear, estornudar o toser, se intensifica;
  • el dolor que se extiende sobre el hombro, el dedo meñique y el dedo sin nombre, se irradia hacia la parte posterior de la cabeza;
  • zumbido en los oídos;
  • trastornos del discurso;
  • dolor al tragar;
  • crujido del cuello al girar.

El diagnóstico diferencial excluye el desarrollo de enfermedades como la radiculitis cervico-braquial, la torsión de la arteria vertebral, el síndrome del músculo anterior de la escalera, la osteocondrosis cervical, el absceso cerebral, la neuralgia del nervio occipital, la espondilolistesis traumática, el disco herniado, la escoliosis o la cifosis.

Tratamiento del dolor al girar el cuello en la Clínica del doctor Ignatiev en Marbella

Las técnicas manuales que se usan en la medicina manual se llevan a cabo exclusivamente en barreras tisulares fisiológicas. Por lo tanto, se consideran influencias suaves y gentiles. El tratamiento está dirigido a movilizar los recursos internos del organismo, lo que lleva a la autocuración.

Las técnicas de músculo-energía son técnicas diagnósticas y terapéuticas que eliminan las disfunciones somáticas y eliminan el crujido espontáneo. Se basan en la biomecánica articulada con mecanismos de reflejo neuromuscular. Las técnicas musculoesqueléticas se utilizan para movilizar las articulaciones hipomóviles, restaurar los músculos, estirar los músculos hipertónicos y acortados, fortalecer los músculos débiles con la circulación local mejorada. Las técnicas de músculo-energía son la combinación simultánea de técnicas específicas de ligamento muscular y articulares con el uso de la fuerza personal muscular del paciente.

La terapia visceral implica el impacto de las manos sobre los órganos internos a través de la manipulación en la pared anterior del abdomen. Mejora la circulación sanguínea, restaura procesos bioquímicos y cambios estructurales en tejidos y órganos. El sujeto de la exposición en la terapia visceral es la patología en los órganos internos, que contribuye a la formación de dolor en la columna cervical. El médico restaura la posición normal de los órganos internos, normaliza sus habilidades funcionales. De esta forma, se restaura el aparato ligamentoso, se eliminan los procesos adhesivos en la cavidad abdominal. La terapia visceral es necesaria para restaurar el tono muscular en la pared abdominal, lo que elimina la carga sobre la columna vertebral.

La liberación miofascial: la técnica de exposición manual. El médico relaja el aparato musculoesquelético. La técnica combina la realización de apretones repetidos con estiramientos pasivos del músculo patológico doloroso. La técnica es especial ya que mediante el uso de técnicas específicas es posible lograr la relajación total de un grupo de músculos que se encuentran en el espasmo, tensión o condición de pinzamiento, que causa dolor severo. La liberación miofascial se basa en las propiedades viscoelásticas de los tejidos, junto con los mecanismos reflejos somáticos y viscerales de los músculos, las estructuras conectivas y la fascia. El médico utiliza los principios de la liberación miofascial, que se basan en el diagnóstico del “punto de entrada”, junto con la realización de tres acciones consecutivas: estiramiento, presión y torsión. La liberación miofascial se considera bastante segura, individual, compleja y altamente efectiva como método de terapia manual.

Los exámenes adicionales previos al tratamiento incluyen:

  • pruebas clínicas de sangre, orina;
  • consulta del neurólogo (si es necesario);
  • radiografía, resonancia magnética.

Especialistas de la Clínica del doctor Ignatiev en Marbella son verdaderos profesionales de la terapia manual. El médico – vertebrólogo relevará al paciente del dolor de cuello durante algunas sesiones de terapia. La cita es preliminar.

Haz una pregunta